Atardeceres

Atardecer en el cañaberal

Su vida

   "En el atardecer de mi vida, quisiera respirar las cosas tibias que hice, quisiera palpar cada zona cansada de mi cuerpo para poder mencionarles que se merecen mis felicitaciones y agradecimientos; en el atardecer de mi vida, quisiera darme cuenta de que aún sigues a mi lado y que ayudas a sanar los quebrantos de tantas batallas. Quisiera no perder más tiempo y cuidar de tí como tú lo habrás hecho, y no perder más tiempo y prepararte la mejor noche de tú vida, y no perder más tiempo y decirte cuánto te amo".


Nuestros atardeceres

Contemplando el "Oriosco"

Inspiración

Soledades de "el alma"

Nuestro trabajo

Nuestra pasión:
por el mar


    Es imposible explicar cuáles son las preferencia humanas. A pesar de ser de la misma materia y ambos bellísimos, (a cuál de ellos más bello), el sol al atardecer siempre ha tenido más público que aquel astro que surge al amanecer.

    Sabe, es ingenioso esto de que los días terminen. Es un sistema genial. Los días y luego las noches. Y otra vez los días. Parece tan natural pero es muy ingenioso. Y allí donde la naturaleza resuelve colocar sus propios límites, estalla el espectáculo. Los atardeceres.

Passion

No te aferres al pasado ni a los recuerdos tristes.
No abras la herida que ya cicatrizó.
No revivas los dolores y sufrimientos antiguos.
Lo que pasó, pasó...
De ahora en adelante,
pon tus fuerzas en construir una vida nueva,
orientada hacia lo alto, y camina de frente,
sin mirar atrás.
Haz como el sol que nace cada día,
sin pensar en la noche que pasó.
Vamos, levántate...
porque la luz del sol está afuera!


Ver más

  • +34 555 00 00 15
  • Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

¡Dile a tus amigos!